Crianza Natural   Mi perfil  Mi compra Mi lista de deseos
Temas centralesProductos naturalesCatálogo OnlineEl ForoEl MercadilloEl ChatEnlacesBuscarAyudaSuscríbete

EMBARAZO

PARTO

LACTANCIA MATERNA

SALUD Y NUTRICIÓN

EDUCACIÓN Y CRIANZA

SUEÑO INFANTIL/COLECHO

LLEVAR A TU BEBÉ

PAÑALES DE TELA

ESTIMULACIÓN TEMPRANA
LIBROS RECOMENDADOS

VÍDEOS

RECETAS DE COCINA


¿Cual es “la mejor” manera de dormir para mi familia?



En cada caso es la pareja quien decide según sus circunstancias cuál es la forma de dormir más adecuada a sus deseos y posibilidades. Paradójicamente, un bebé más tranquilo, que se despierte poco, puede parecer candidato a que duerma en su propia habitación, a no ser que los padres trabajen y deseen verle antes de ir a dormir y al despertarse. Por otro lado, un bebé que se despierte más a menudo puede inclinar a los padres a compartir habitación con él para no tener que levantarse tan a menudo. El comportamiento de cada bebé es distinto y son los padres quienes mejor lo conocen.

Por otro lado, independientemente de la personalidad del bebé, los padres pueden tener sentimientos de proximidad con su bebé, queriendo que duerma con ellos para mantener un ojo cerca. No es la inseguridad de los primeros días o meses, sino la satisfacción de ver crecer a tus hijos en paz y tranquilidad. Al fin y al cabo, ¿a quien no le gusta mirar a un bebé dormir?

A la hora de ponerse a dormir hay muchas posibilidades: desde compartir la misma cama a poner una cuna adosada, o situar otra cama al lado tocando la pared. También se puede poner el bebé en la cuna en la misma habitación, o en el salón o pasillo. O situarla en la habitación del bebé, y cerrar la puerta y usar algún dispositivo intercomunicador, o no. Habrá una opción que será la mejor para cada familia, aunque cada semana puede variar según las circunstancias (enfermedades, viajes, etc).

Curiosamente existe la errónea concepción de que el bebé tiene que estar en silencio para dormir mejor, cuando se trata de lo contrario. Esto es debido a que probablemente el bebé se siente más seguro con los sonidos habituales de la casa que ante un silencio absoluto. Por supuesto que un ruido alto puede no ser lo mejor, pero corre la idea de que los dispositivos intercomunicadores deberían estar dispuestos al revés para que el bebé esté en compañía de su familia. Es preferible no cerrar la puerta de la habitación del bebé para que lleguen a ésta los sonidos familiares como conversaciones, platos, televisión y risas. Miles de años de adaptación del bebé a su entorno familiar no pueden cambiar así de repente. Estos sonidos, así como los olores de la cena y los movimientos en la casa, hacen que el bebé no se sienta solo y ofrecen una sensación de seguridad porque sabe que, si necesita algo, hay alguien a quien acudir.

El problema básico al tomar la decisión sobre la mejor manera de dormir es, como en otras muchas cosas, la falta de información. Seguramente muchos médicos, familiares y amigos te habrán asustado con los peligros de la cama familiar o el colecho. Pídeles documentación científica que corrobore sus sugerencias. Puedes facilitarles esta documentación y nuestras referencias para que mediten sobre sus consejos. Si al final te decides por el colecho o por dormir en camas separadas, que sea porque conoces sus ventajas e inconvenientes, no por miedo o por lo que dicen los demás. Es una decisión que debe ser tomada por ambos padres, pues los dos comparten la crianza de los hijos, y no por nadie externo a la familia.

Casi todos los padres han practicado colecho alguna vez, la mayoría por circunstancias especiales como enfermedad o vacaciones. Entonces, si es bueno para estas ocasiones, ¿por qué no hacerlo siempre?

----------------

© Todos los derechos reservados. Este documento no puede ser reproducido, total o parcialmente, sin autorización expresa de Crianza Natural SL, y, en su caso, de los autores y traductores.


Artículos relacionados:

 

¿Quiénes somos?  ·  ¿Qué es la Crianza Natural?  ·  Lo que Crianza Natural no es  ·  Privacidad  ·  Protección de datos  ·  Mapa

Todo el material al que este sitio hace referencia es puramente informativo. Si tienes cualquier consulta, dirígete a tu pediatra, ginecólogo o médico de cabecera que te podrá orientar según tu caso particular.
El nombre Crianza Natural y su logotipo son marcas registradas de Crianza Natural, S.L.
© 2003-2006 Crianza Natural, S.L. - Tels: 93 6452369 y 649 413 479 - Email: info@crianzanatural.com